Marta Santo Tomás, una corredora de la vieja escuela

Discípula de Iluminado Corcuera, Marta Santo Tomás es una corredora de la vieja escuela involucrada por completo en el mundo del atletismo. Nació en Logroño hace 41 años, aunque su infancia la vivió en Ribafrecha. El primer contacto con el atletismo lo tuvo cuando era una niña, con 10 años, en una actividad extraescolar con su profesor de educación física en la que practicaban cross.

Fue su profesor de educación física, Don José Ramon Marín, quien le presentó a Iluminado Corcuera, todo un referente en el atletismo riojano. Marta aprendió con Corcuera no sólo a correr, sino también la filosofía de este deporte, enseñándole que en la vida debe hacer lo que le haga feliz.

Durante la adolescencia Marta se apartó del atletismo, dejando de correr hasta cumplidos los 29 años. A la competición regresó como corredora hace 6 años, involucrándose en el atletismo además como entrenadora, como miembro de la Junta Directiva de la Federación Riojana de Atletismo y como juez deportivo. En la actualidad milita en el Club de Atletismo Añares Rioja.

A Marta le hace feliz correr y no lo puede ocultar. Por eso habla con emoción de Don José Ramon Marín y de Iluminado Corcuera, las personas que le transmitieron su pasión por correr. No muestra la misma pasión por la competición porque su exigencia en las pruebas no le permite disfrutar de ellas. Buena cuenta de su exigencia en las carreras lo muestra su palmarés con una buena cantidad de podios:

– Primera en las cuatro ediciones del Cross Popular Nutrium “Ruta de las Ermitas”
– Primera en la Carrera Valle del Iregua 2013 y 2014
– Primera en el VI Cross y ‘Trofeo Rector’ 2014
– Primera en la II Carrera Popular Vía Verde de Arnedo 2014
– Primera en el Matutrail 2015
– Primera en la I Legua Navarrete 2015
– Primera en la I Subida Logroño-Clavijo 2016

Viendo tu trayectoria ¿nos equivocamos si decimos que el asfalto no te entusiasma?

No, no me gusta. Suelo hacer carreras de asfalto para probarme, pero no me gusta el asfalto. A mí me gusta correr por el campo.

No se te ve en muchas carreras populares pero en las que participas haces podio ¿eres muy selectiva con las carreras?

No, soy competitiva. Cuando me pongo el dorsal me gusta ir por delante. No es que sea selectiva con las carreras, es que al final voy forzándome. En las carreras termino agotada, es decir, no voy de paseo, yo voy y compito.

Eres vencedora en las cuatro ediciones del Cross Popular Nutrium “Ruta de las Ermitas” de Lagunilla de Jubera

Esa carrera es muy especial para mí. Yo soy de Ribafrecha y es como correr en casa. Me encanta el ambiente: no hay pistola de salida sino que tiran un cohete como si estuviéramos en fiestas y me resulta muy bonita. Además conozco a mucha gente de ese pueblo y me gusta mucho la ruta. La seguiré corriendo mientras pueda.

Pero lo has ganado las cuatro veces…

Porque es lo que te digo, soy muy competitiva. Yo salgo a ganar aunque no haya entrenado mucho ese año y haya parado más. Luego hay sitios en los que te motivas y en esta carrera salgo muy motivada porque es como si estuviese en casa. No es mi casa pero es mi paisaje, son mis montañas y me siento muy a gusto. Luego se adapta a mi perfil porque no es una carrera muy larga y, como no estoy entrenando mucho, las carreras que pasan de 12 o 13 kilómetros se me hacen muy duras. Esta carrera tiene una distancia que se ajusta muy bien a mí, con un perfil de montaña que me va mejor ya que yo no tengo mucha velocidad pero sí fuerza y se me da muy bien. Y luego es que es una gozada correr por ahí, es muy bonito.

Podio también en las dos ediciones de la Subida Logroño-Clavijo: primera en 2016 y segunda en 2017. ¿Le tienes también tomado el pulso a esta carrera?

No. No me gusta hacer mucha cantidad de carreras y esa carrera la corro porque la organiza el club y Camilo, a los que les tengo mucho cariño. En esta carrera me apunto para hacer bulto y se me hace muy dura. Son casi 17 kilómetros y los últimos son muy duros. El paisaje es una gozada, pero no llego nunca a disfrutarlo.

Ahora que está tan de moda los maratones y los ultras ¿te veremos alguna vez corriendo alguno de ellos?

Para correr una maratón hay que prepararse y no estoy entrenando mucho, no estoy haciendo tiradas largas. Ahora no haría una maratón porque me moriría; como fuese a un ritmo muy fuerte, en el kilómetro 30 me moriría. Haré alguna pero tengo que entrenar. No puedes ir a una de esas carreras sin entrenar y además salir fuerte. Yo siempre digo que uno de mis objetivos no es correr una maratón, que mi objetivo es llegar a los 50 años y seguir corriendo, que no compitiendo.

¿Cuál es tu rutina de entrenamiento?

Me mandan todas las semanas unos planing que intento cumplir. En verano me subo al pueblo y allí suelo salir a correr sola, algo que me resulta difícil. Así que no hago los entrenamientos del todo bien. Soy muy indisciplinada.

No suelo hacer series de pista y si me mandan hacer series de mil me busco circuitos que los tengo medidos y más o menos llanos, pero no suelo bajar a la pista. No creo que me vean mucho en la pista; me ven más en la pista entrenando a los niños que corriendo.

El trail running cuenta cada vez con más aficionados ¿estamos ante la diversificación del corredor popular o seguirán compaginando el trail con el asfalto?

Yo creo que la gente está probando y se va a quedar con la que más le guste. Yo personalmente prefiero el trail porque me parece más divertido que las rutas de asfalto. Habrá gente que busque marcas, que es más metódica y se quedará en el asfalto. En el trail no puedes buscar marcas porque te puede tocar un día con lluvia, viento o barro y bajarte los tiempos.

Sin embargo a las mujeres todavía no se las ve mucho en carreras populares de trail ¿a qué crees que es debido?

Porque somos más prudentes. Siempre decimos “ay, yo no…” hay pocas que dicen “venga” y se animen. Pero es probarlo y se animarán e irán.

En trail o en cross, que son tus dos especialidades, ¿quiénes son tus competidoras riojanas directas?

No las considero competencia porque somos cinco o seis, no somos muchas más, y al final somos compañeras. Son todas un encanto y somos siempre las mismas año tras año, no hay bajas. Está Susana (Arrúa) que es una gozada, está Yolanda (Olavarrieta) … Son todas muy buenas y es un gustazo verlas correr en cross o en pista.

¿Hay buen nivel de mujeres en La Rioja?

Yo creo que ahora sí. Igual ha habido años de más sequía pero ahora sí hay buen nivel.

La mayoría de los que ahora en edad adulta competís en pista sois los que de niños habéis hecho atletismo. Salvo raras excepciones el corredor popular reciente no se adentra en la pista ¿Por qué crees que sucede esto?

Porque da respeto. La gente no ha entrado nunca y piensa que la pista es para profesionales. Hay que quitarle el miedo, hay que venir aquí a la pista y ver también atletismo. El próximo fin de semana es el Campeonato de España de Veteranos en Logroño y hay que venir a verlo. Hay que venir más a la pista.

Has sido responsable de la Categorías Menores de la Federación Riojana de Atletismo ¿Goza de buena salud el atletismo de base riojano? ¿Cuenta la Federación con los recursos suficientes para dar apoyo a estas categorías?

El tiempo que he estado en la Federación ha sido una gozada, he disfrutado mucho. En la Federación se pone más esfuerzo en los niños que en los mayores. Para los niños tenemos organizados eventos como ‘Jungado con el atletismo’ o ‘Divirtiéndose con el atletismo’. En todo lo que abarca infantil se organizan torneos y competiciones con carácter lúdico. También en las distintas zonas de La Rioja se organizan competiciones. Se está haciendo muchísimo por el atletismo en las categorías menores.

¿Y de cara a los colegios?

Se está moviendo más en clubs de atletismo que en colegios. Ahora no es como en los años 90 que íbamos a un cross 100 o más de cada categoría; hoy no, hoy salen 25. Hoy en los colegios no se mueve tanto el atletismo. En algún colegio hay profesores muy involucrados porque a ellos les suele gustar el atletismo y lo transmiten.

¿Me darías nombres de atletas riojanos de categoría menores a los que no debemos perder de vista?

No, no te los daría, aunque me los sé [risas]. No te los daría porque son niños y al final puede que terminen haciendo otra cosa. Pero se ve claramente quien destaca porque va en la personalidad de cada uno, y el que quiere llega. No sólo se ve el que puede, porque siendo tan pequeños ya se ve quien puede, sino que se ve también el que quiere.

Eres también entrenadora de atletismo en categorías menores ¿es fácil atraer a los niños al atletismo?

Es muy más fácil. Los niños jugando a baloncesto pierden un partido porque, por ejemplo, fulanito le ha pasado mal el balón… Aquí no, aquí cada niño cuando llega a meta sabe que lo que ha dado y por lo tanto no ha perdido ninguno. Entre los corredores que llegan primero y segundo ¿quién ha perdido? ¿el segundo? No, no ha perdido ninguno y ellos lo saben. Ni pueden echarle la culpa a nadie de nada.

A mí me parece un deporte muy bonito. Habitualmente te vienen niños que vienen rebotados de otros deportes y son especiales. Los niños que hacen atletismo son gente muy especial.

¿Y mantenerlos en la adolescencia?

Eso es más difícil. En el atletismo para que se vean los resultados hay que entrenar mucho cuando pasas a ciertas categorías que es justo cuando empiezas a salir. Yo también lo dejé en esa edad. Para que se queden tienen que crear aquí su grupo de amigos y que ellos tengan un motivo por el que quieran venir. Al final te vienen, pocos, porque La Rioja es pequeña, pero vienen. Hay estudios que dicen que de los que empiezan a los que luego continúan hay unas bajas del 80%. Pero es que es un deporte duro.

Para finalizar ¿Cuáles son tus próximos objetivos?

Casi me doy la temporada por finalizada. Tengo la Media de La Rioja que no sé si haré la de 10K acompañando a alguien, pero intentaré no salir fuerte sin haber entrenado los suficiente porque luego lo paso mal. No creo que me presente a ninguna carrera a no ser que me llame algún amigo para participar. Pero no suelo elegir las carreras y no me gusta competir.

Vídeo de la entrevista

Fotografía de David Cámara.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *