Media maratón de Berlín 2016

Lo que empezó como una sugerencia loca un domingo de finales de junio se convirtió el fin de semana pasado en un sueño para todos nosotros: participar en la 36ª edición de la media maratón de Berlín.

El viernes 1 de abril, desde el aeropuerto de Bilbao, embarcábamos rumbo a la capital de Alemania un grupo de amigos, apasionados de esto que ahora llaman running e integrantes de los Beer Runners de Logroño. La idea se gestó una mañana de domingo cualquiera, después de una de nuestras buenas tiradas largas y mientras reponíamos fuerzas en la terraza de nuestro campo base, el Mauleón. En pocos días nos organizarnos y, semanas después de que se abriera el periodo de inscripción a la carrera, ya disponíamos todos de nuestro hueco para recorrer los míticos 21,0975 km de las calles de Berlín. La espera se hizo larga, ya que hemos necesitado 8 meses para pisar tierras alemanas. Y el esfuerzo para conseguirlo ha sido mucho, pero ha merecido la pena, y con creces.

ibsalida

Berlín es una ciudad europea especial, sus calles huelen a historia. Por eso, correr allí resultó ser una experiencia difícil de describir, hay que vivirla. Arrancar en la Karl Max Alle, una descomunal avenida socialista que fue capaz de albergar a los más de 30.000 corredores que nos reunimos allí a primera hora de la mañana antes del pistoletazo de salida. Dejar la catedral de Berlín y la isla de los museos a un lado, para en el kilómetro 3 atravesar la Puerta de Brandemburgo —más de uno nos emocionamos solo de pensarlo— y recorrer durante unos cuantos kilómetros más Tiergarten, el parque más importante de Berlín.

isacarrera

Llegar al antiguo Berlín occidental y comprobar que todavía existen diferencias, en sus calles, en sus casas. Poder disfrutar del monumental palacio de Charlottenburg que dejamos a la derecha y al poco tiempo enfilar una de las avenidas más famosas de la ciudad, de 3,5 km, que recorrimos casi íntegramente: Kurfürstendamm. Allí paramos a reponer fuerzas con el agua, te, geles y frutas del avituallamiento a la altura de Kaiser-Wilhelm-Gedächtniskirche, famosa por su arquitectura moderna combinada con la torre destrozada tras la guerra de la iglesia original. Regresamos a la zona oriental, pasamos por la ultramoderna Posdamer Platz, por el famoso paso fronterizo Checkpoint Charlie para finalmente divisar la Fernsehtur, la torre de la televisión, que vigila todo Berlín desde la altura. Al doblar la esquina nos esperaba de nuevo la avenida Karl Marx, con la Frankfurter Tor al fondo y la ansiada META.

isacpoint

Nadie hablaba —y si lo hacían era imperceptible—, solo se escuchaba el ruido de los cientos de zapatillas que rebotaban en el asfalto berlinés. Sabíamos que era una carrera rápida y bastante llana, pero nadie nos había contado que el silencio sería un corredor más. En contraste, los berlineses decidieron salir a las calles, probablemente atraídos por el excelente día soleado con el que amanecimos, todo un regalo climático en unas fechas como estas en Berlín.

Prácticamente en todo el recorrido encontramos público animando, al estilo alemán, pero animando e incluso emocionados. Nos topamos con un par de grupos que cantaban en directo, varias batucadas e incluso animadoras al más puro estilo americano. Cabe destacar la presencia de daneses, tanto en el asfalto como en las aceras agitando sus banderas rojas, y unos cuantos ciclistas que se aventuraron a seguirnos durante una buena parte del recorrido. También para nuestra sorpresa, muchos corredores de avanzada edad que, a su ritmo y con mucho tesón, entraban en meta después de prácticamente tres horas corriendo.

isametagr

isameta

Berlín es especial y su media maratón también. La organización es perfecta; el recorrido, espectacular; y sus gentes nos alentaron durante todo el camino. Muy recomendable, tanto para iniciados como para expertos corredores. El próximo 1 de julio ya podéis inscribiros en la que será la 37ª edición de esta carrera, que tendrá lugar el 9 de marzo de 2017.

Isabel Espuelas

4 comentarios en “Media maratón de Berlín 2016

  • el 11 abril, 2016 a las 12:54 pm
    Permalink

    Se me acaban los calificativos para esta gente.
    Muy Muy grandesssssssssssss

    Respuesta
  • el 11 abril, 2016 a las 1:06 pm
    Permalink

    Muy bonitooo!!!. Sois unos cracks. Ojala algún día pueda compartir yo una hazaña así.

    Respuesta
  • el 11 abril, 2016 a las 2:41 pm
    Permalink

    Difícil contener la emoción al revivir esta experiencia tan fielmente descrita por esta mujer que, muy decididamente, se inscribió hace nueve meses en la que sería su primera- y no última- media maratón. Todos confiábamos en su sobrada capacidad; ella, no tanto. Tras cruzar la meta, feliz y desbordada por la emoción, no tuvo más remedio que darnos la razón: lo había logrado….

    Respuesta
  • el 11 abril, 2016 a las 5:25 pm
    Permalink

    yo sigo con la rabia y envidia sana contenida

    Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.