Roberto Ruales: “El futuro del atletismo riojano es ilusionante”

    Roberto Ruales (Logroño, 1970) ocupa el cargo de presidente de la Federación Riojana de Atletismo desde agosto de 2016.
    La temporada 2017/2018 de atletismo comenzará el próximo mes de noviembre con novedades.

Roberto Ruales se inició en el mundo del deporte como la mayoría de niños de su época: jugando a fútbol. Como futbolista militó en el Balsamaiso hasta que este equipo llegó a tercera división. Después jugaría en el Vianés y en el Alberite hasta su retirada con 28 años.

Al dejar el fútbol, comenzó a disputar carreras de distancias cortas. No fue hasta 2001, año en el que aprobó las oposiciones a funcionario, cuando se introdujo más en serio en el mundo del atletismo, federándose con el antiguo Loyola (hoy Beronia).

La trayectoria como presidente de la Federación Riojana de Atletismo discurre paralela a la de Raúl Chapado, actual presidente de la Real Federación Española de Ateltismo. Además, coinciden en edad -47 años- y en ideas para mejorar el atletismo en España. Quizá todos estos motivos hayan pesado para que Chapado nombrara a Ruales vocal de la Junta Directiva en la federación española.

Su primera temporada como presidente de la Federación Riojana de Atletismo, que termina este mes, se cierra con los siguientes datos:
357 atletas, 12 clubs, 9 entrenadores y 31 jueces. En Campeonatos de España, los atletas riojanos han conseguido 9 primeros puestos (8 mujeres y 1 hombre), 3 segundos puestos (1 mujer y dos hombres) y 12 terceros puestos (4 mujeres y 8 hombres). Cuatro atletas han conseguido la internacionalidad (1 mujer y 3 hombres), logrando un segundo puesto femenino en una Competición Europea. Los atletas que han conseguido marcas mínimas en los distintos campeonatos de pista cubierta o al aire libre han sido 59 (23 mujeres y 36 mujeres).

En agosto cumpliste un año como presidente de la Federación Riojana de Atletismo. ¿Cómo valoras tu primer año al cargo de la Federación?

Mi primer año ha sido positivo. Duro pero muy positivo, tanto a nivel deportivo como a nivel de Federación.

Fuiste el único candidato a la presidencia. ¿Te presentaste por una motivación personal o te viste empujado a hacerlo?

Desde el Club Beronia teníamos la idea de presentar candidatura y me ofrecieron la posibilidad de la presidencia. A mí me gustó el reto y me presenté en la Asamblea siendo la única candidatura. Por eso fui elegido presidente.

Tu candidatura se presentaba como rupturista con la anterior presidencia. ¿Qué ha cambiado en este año de tu presidencia?

La verdad es que han cambiado pocas cosas. Esta es una legislatura de cuatro años y el primer año es el de la toma de contacto. Así, pues, este primer año ha sido continuista con el anterior presidente. Será en los próximos años cuando intentaremos hacer cambios en el modelo de la Federación.

¿Cómo se presenta la nueva temporada de atletismo que empieza en noviembre?

Bastante ilusionante. Después de los buenos resultados que obtuvieron los atletas riojanos la temporada pasada estamos muy ilusionados. A nivel de Federación, el año pasado fue la temporada que más licencias federativas se tramitaron de los últimos quince años. El objetivo de este año es que siga aumentando este número de licencias y que los resultados deportivos vayan cumpliendo las expectativas.

El running está de moda y hay más corredores y carreras que nunca. ¿Eso no debería traducirse en un aumento significativo del número de licencias y de la cantidad de público en competiciones de atletismo en La Rioja?

Esa es una de las asignaturas que tengo pendiente en la Federación, el intentar acercar el mundo del running a las pistas en las distintas disciplinas que tiene el atletismo. Por eso, por ejemplo, organizamos el Cross Popular de Logroño, para que los corredores conozcan esta disciplina. Además, la próxima temporada, con la nueva licencia de trail, queremos que los corredores que se están iniciando en el mundo de la montaña se acerquen a la Federación.

Con el auge del running sí que se nota un aumento de licencias cada año, sobre todo en la categoría de veteranos, que es donde se concentran los corredores populares. En veteranos tenemos 86 licencias masculinas y 17 femeninas. El total de atletas federados en esta temporada que termina es de 357, 35 más que la temporada anterior.

¿Cómo animarías al corredor popular para que se federase? ¿Qué ventajas tiene?

Una ventaja que tiene estar federado es que dispones de un seguro médico que te cubre no solo en carreras, sino también en entrenamientos. Otra ventaja la tienes al hacerte un chequeo médico o una prueba de esfuerzo a través del Gobierno de La Rioja, porque tienes un descuento del 50%. Además, al estar federado, puedes participar en pruebas como cross o carreras en ruta federadas de forma gratuita. También estamos negociando para que en alguna carrera popular los corredores federados obtengan algún tipo de descuento en las inscripciones.

¿Qué pasos debe dar un atleta para federarse?

El atleta puede elegir entre licencia autonómica o nacional. A nivel autonómico la licencia es más barata. Para obtenerlas solo debe presentar el certificado de empadronamiento, una fotocopia del DNI, una fotografía de carné y abonar las tasas. Lo que diferencia el atletismo de otros deportes es que el atleta puede presentarse a través de un club federado o como independiente.

La Real Federación Española de Atletismo ha incluido entre sus licencias para la temporada 2017/2018 una específica para atletas que compitan en trail running. ¿Había tal demanda?

Desde la Federación española lo que queríamos era atraer a todos los corredores que practicaban montaña, una disciplina que históricamente pertenece al atletismo. La novedad es que el corredor puede elegir la licencia solo para trail, con la que el atleta solo puede competir en esta disciplina a nivel federado, o licencia de atletismo más trail, con la que el atleta puede participar en cualquier disciplina de atletismo incluido el trail.

Otra de las novedades que ha incluido la Federación para la nueva temporada es el cambio de la nomenclatura para las distintas categorías.

La razón de este cambio ha sido la equiparación a las nomenclaturas que ya utilizaba la IAAF (International Association of Athletics Federations). El cambio sólo afecta al nombre de la categoría empezando por benjamín, que ahora pasará a llamarse ‘sub 10’, hasta veteranos que se denominará ‘máster’.

En una entrevista que hicimos a Marta Santo Tomás, anterior responsable de las categorías menores de la Federación Riojana de Atletismo, nos comentaba el apoyo que la Federación da a estas categorías ¿Qué tenderemos en esta nueva temporada para las categorías menores?

En esta nueva temporada seguiremos en la misma línea de años pasados, comenzando con jornadas de promoción al iniciar la temporada para animar a los niños a que hagan atletismo. Después, durante la temporada, haremos cinco jornadas de cross y las actividades ‘Divirtiéndose con el atletismo’ durante tres jornadas para niños de primaria, y ‘Jugando con el atletismo’ para menores de secundaria y bachillerato.

Manuel de Nicolás, Patricia Urquía… Pinta bien el futuro del atletismo riojano

Sí, tenemos unos chavales que prometen como los que has nombrado pero hay más, como Alberto Urquía, Daniel Blanco o Sandra Hernández que también están consiguiendo muy buenos resultados. En todas las categorías menores tenemos algún atleta que está destacando. Hay por lo tanto futuro.

En carreras populares regladas por la Federación, como el Maratón Ciudad de Logroño, al corredor popular le cuesta entender algunas normas, como, por ejemplo, que no se pueda correr con auriculares o que no se pueda entrar en meta con un niño… ¿La Federación debe adaptarse a los nuevos tiempos?

El atletismo tiene unas normas y los jueces están para hacerlas cumplir, como en cualquier deporte. Cuando una carrera es popular no hay tanta exigencia de normas, pero cuando una carrera está dentro del calendario de la Federación y tiene cierto nivel, al corredor se le exige que cumpla ciertas normas. Yo no veo en las olimpiadas a algún atleta que compita con auriculares. Las carreras regladas por la federación se rigen por las mismas normas que las olímpicas y los atletas las deben cumplir. Entiendo que para un corredor popular sea difícil de asimilar que no se pueda entrar en meta con un niño, pero son pruebas de cierto prestigio que tienen unas normas del mismo nivel.

Es cierto que desde la Federación deberíamos impartir algo de cultura de atletismo al corredor popular, para que cuando participe en una prueba federada conozca las normas que la rigen. Tengo claro que si el corredor no cumple ciertas normas es por desconocimiento no porque tenga la intención de infringirlas.

Este año hemos asistido a la suspensión de varias carreras en La Rioja por falta de inscripciones. ¿Ha estallado la burbuja del running?

No lo creo. Mi impresión es que había demasiadas pruebas. Esto mismo pasó hace tiempo en Europa y Estados Unidos. Creo que en los próximos años se seguirán reduciendo el número de pruebas hasta que se estabilice, pero sin llegar al pequeño número de carreras que había antes.

Yo no entiendo que todos los fines de semana haya cuatro o cinco pruebas por La Rioja. Es imposible que un corredor esté al cien por cien durante los 12 meses como para participar cada fin de semana en una carrera.

¿Descartamos la posibilidad de que los organizadores se pongan de acuerdo para que las carreras no coincidan en fecha?

Todas las carreras que están dentro del calendario de la Federación, cuyos organizadores tienen que solicitar a la Asamblea que las aprueben, tienen la garantía de que no van a coincidir. El resto de pruebas, que son el 99%, no se pueden controlar.

Tuvimos un caso el año pasado con el Cross Popular de Logroño que organizamos y que coincidió con otra carrera popular en La Rioja. En ese momento se nos culpó a nosotros de dicha coincidencia, cuando la realidad es que la Federación aprobó el calendario al principio de la temporada y el organizador de la otra prueba –un club federado de La Rioja- no asistió a la reunión de la Asamblea donde podía haber hecho las alegaciones que hubiese considerado.

Hay un especial empeño en que las carreras que se celebran en Logroño tengan la salida y la llegada en el Espolón. ¿No sería una forma de atraer a los corredores y al público a las pistas teniendo al menos la meta en la Adarraga, como se hizo en el Triatlón La Rioja? Para los corredores que vienen de fuera de Logroño sería más cómodo pues disponen de parking, vestuarios y duchas, así como gradas para el público.

En este sentido la Federación poco puede hacer porque eso depende de los organizadores de las carreras. También depende de los permisos del Ayuntamiento y de Policía Local. Pero sí que sería bonito terminar una prueba dentro de la pista de la Adarraga. Hace quince días hice el maratón de Amsterdam, que tiene la salida y la meta en el estadio olímpico, y es muy emocionante la llegada. Sería muy interesante una carrera con llegada en la Adarraga, pero depende de los organizadores y de las ganas que tengan de modificar los recorridos de sus carreras.

En nuestra página hicimos una encuesta en la que preguntábamos si debería ser obligatoria la prueba de esfuerzo para participar en las carreras populares de La Rioja. El 61% dijo que sí, el 25% dijo que no y el 14% dijo que sólo para distancias iguales o superiores a medio maratón. ¿La federación se ha planteado en algún momento esta obligatoriedad?

En este asunto, como Federación, no podemos hacer nada. Las competencias corresponden al Gobierno de La Rioja que, a través de la Ley del Deporte que fue aprobada en 2015, podrían hacerlo. De hecho, era la intención que tenían, pero el Consejo Superior de Deportes no lo ha aprobado.

Habría que animar a los corredores a que se hiciesen una prueba de esfuerzo independientemente de la distancia que vayan a correr. Si tienes un problema de corazón es igual que recorras un kilómetro que hagas un maratón. Lo que la gente se tiene que dar cuenta es que la prueba de esfuerzo no sirve para que los médicos hagan dinero, sino para que los atletas ganen salud.

Vicente Elías, médico deportivo del Gobierno de La Rioja, me decía que con haber detectado un solo caso de problemas de corazón en un joven deportista ya estaba contento porque ha podido salvar su vida. Yo me la hago todos los años y me la seguiré haciendo.

¿Y para atletas federados debería ser obligatoria la prueba de esfuerzo?

La Consejería de Deportes, a través de la Ley del Deporte, quiere implementarlo. Ahora mismo es obligatorio para atletas de 15 años de edad. Está a falta de aprobación que a partir de cierta edad sea obligatorio que los atletas jóvenes se hagan la prueba de esfuerzo cada dos años y cada año para mayores.

Esta misma semana fue detenido el campeón de Europa de atletismo Ilias Fifa en una operación antidopaje en Barcelona. ¿Esta es una lacra difícil de erradicar?

Es muy complicado, pero tanto la Federación Española, como las distintas Federaciones autonómicas, vamos a muerte contra estos casos de dopaje.

¿Cuánto queda para que en La Rioja se celebre un campeonato de España absoluto en alguna de las disciplinas de atletismo, incluidas carreras (cross, trail, asfalto)?

Nosotros estaríamos encantados, pero para celebrar un campeonato a nivel nacional se necesita apoyo institucional. Un campeonato nacional de cross, por ejemplo, supone un desembolso muy grande que la Federación no lo puede asumir sin ayuda institucional. Por infraestructura La Rioja sí que podría acoger un campeonato nacional pero económicamente ahora es imposible.

El problema es que las instituciones no se dan cuenta del impacto económico para la región que supondría traer un campeonato de ese nivel a La Rioja. Para que te hagas una idea, en el Campeonato absoluto de pista cubierta, que fue el año pasado en Salamanca, el impacto económico para la ciudad fue cinco veces mayor que la inversión que hizo tanto el Ayuntamiento como el Gobierno de Castilla León.

¿Cuál es tu valoración del atletismo riojano?

Para ser una comunidad autónoma tan pequeña, tenemos la suerte de tener destacados atletas en todas las categorías y en todas las disciplinas. Tenemos que ser realistas: no nos podemos comparar con otras comunidades como Cataluña, Valencia o Andalucía ya solo por el hecho del número de atletas que ellos tienen. Sin embargo, por poner un ejemplo, en el último Campeonato de España de Veteranos tuvimos 4 campeones riojanos y dos terceros. En categorías menores, como en los mayores, La Rioja tiene un futuro muy ilusionante.

¿Cuando termine la próxima temporada el éxito de la Federación Riojana, y en consecuencia del presidente, se medirá por el número de medallas conseguidas?

Nunca. No se puede medir el éxito por las medallas, ni a nivel regional ni a nivel nacional. Al final tienes que valorar el trabajo y la evolución de los atletas. Las medallas siempre serán bienvenidas, pero hay que fijarse en otros aspectos como en los atletas que han conseguido la internacionalidad, las marcas mínimas logradas o los récords batidos.

Esta temporada hemos tenido seis récords de La Rioja, tres femeninos y tres masculinos. Cosas como esas son las que hacen que una temporada sea positiva o no.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *