Eliani Casi, la atleta cubana que redescubrió el atletismo en La Rioja

Eliani Arletis Casi Reyes nace hace 25 años en la capital de Cuba, La Habana. Es la pequeña de cuatro hermanas cuyos padres venían del mundo del deporte, su madre fue jugadora de voleibol y su padre de béisbol.

La madre de Eliani quería que sus hijas practicaran deporte, y el atletismo era el que había pensado para la más joven de la familia. Con 7 años la pasión de Eliani era el baile y no el atletismo, pero, ante la insistencia de su madre, llegó a un acuerdo con ella: “Si ganaba en una carrera a otras atletas de mi edad, que ya llevaban tiempo practicando este deporte, dejaría la idea del baile y me dedicaría al atletismo. Pensaba que era imposible que las ganara, así que estaba segura de que me iba a quedar con el baile”.

La falta de malicia de la entonces niña, unida al espíritu competitivo de la atleta todavía por descubrir, hizo que ganara a todas las rivales en esa primera carrera. Eliani perdió sin querer su propia apuesta y no le quedó más remedio que acceder al deseo de su madre.

En sus dos primeros años practicando atletismo llegó a ganar campeonatos de su ciudad natal en combinadas, siendo su especialidad los 400m. Pronto fue captada por representantes de las EIDE (Escuelas de Iniciación Deportiva Escolar) para escolarizarse en uno de sus centros. Tras pasar las pruebas de acceso con buena nota, ingresó en la EIDE Mártires De Barbados, donde se puso a las órdenes de María Fela Torres Blanco, la que sería su entrenadora en los siguientes 5 años en La Habana. Durante este tiempo, Eliani llegó a lo más alto a nivel nacional en su categoría, siendo campeona de Cuba en 400m.

Eliani recuerda aquellos años como una etapa de su vida muy feliz “Éramos superpobres. Aquí cuento a los chicos a los que entrenaba y a mi entorno que en Cuba no tenía ni para comprarme unas zapatillas. Yo corría descalza por la pista de atletismo de tierra de la EIDE y sin ropa deportiva. Lo veía como algo normal porque no conocía otra cosa… y era muy feliz. En las competiciones corría con zapatillas viejas remendadas con cinta de precintar. Mi primera equipación deportiva y mis primeras zapatillas de clavos las tuve cuando quedé campeona nacional de Cuba. Recuerdo perfectamente aquellas zapatillas Adidas blancas con líneas naranjas. Yo me quedaba mirándolas y no sabía ni cómo se utilizaban. Las zapatillas de clavos me duraron una semana, alguien me las robó”.

Había mucha pobreza. Nosotros en la EIDE comíamos siempre lo mismo. Desayunábamos agua con azúcar y pan con mantequilla, comíamos arroz con frijoles y picadillo y cenábamos arroz con frijoles y pollo. Todos los días lo mismo. Tampoco teníamos gimnasio y para entrenar pesas teníamos que ir a otro centro corriendo donde había una pista de atletismo un poco mejor”.

Con 14 años Eliani abandona el atletismo y su país natal mudándose a México. Durante 6 años, en los que no volvió a practicar deporte alguno, viajó por el mundo conociendo varios países, incluido España. Con 20 años ya cumplidos se instaló en España, siendo su primer destino la capital riojana. En nuestro país Eliani se encontraba sola y no conocía a nadie, ni nadie conocía el pasado atlético de ella.

Durante los trámites para solicitar la residencia en España, alguien le informó que estaban buscando monitores que entrenaran a las escuelas de atletismo del Club Añares Rioja “Nadie aquí sabía que yo había hecho atletismo. Podían haber pedido de cualquier otro deporte… pero era de atletismo. Fue una casualidad. Jamás pensé que volvería otra vez al atletismo”. Eliani aceptó y comenzó a entrenar a las escuelas del Añares.

Como en otros tantos futuros atletas, el entrenador riojano Eusebio González vio cualidades atléticas en Eliani y le propuso practicar atletismo, pero como atleta “Un día Use me dijo si quería practicar atletismo. Por entonces todavía nadie sabía que yo ya había hecho atletismo, solo me veían trotar con los niños del Añares mientras les entrenaba. Yo le contesté que era muy mayor para hacer atletismo. En mi país con 22 años ya eres ‘mayor’. Y le dije que no”.

Después de comentarlo con una amiga, decidió entrenar con Eusebio, pero como hobby, para mantener la forma física. Hasta ese momento, Eliani entrenaba en Logroño con los niños descalza porque era a lo que estaba acostumbrada “La gente aquí alucinaba, pensaban que de dónde había salido. Yo le decía a todo el mundo que en Cuba se entrena descalza. Toda la técnica de carrera y los entrenamientos se hace sin zapatillas. Aquí ahora tengo 6 pares de zapatillas de atletismo, en Cuba no tenía ni uno. Mis padres en Cuba se creen que soy rica”.

Sin mucha pretensión, comenzó a entrenar ya como atleta faltando dos meses para el Campeonato de La Rioja de pista al Aire Libre en la temporada 2016/2017. El 3 de junio de 2017 llegaría su primer triunfo en España, proclamándose campeona absoluta de La Rioja en 400m, con una marca de 58.16. Dos semanas después firmaría 57.27 en Ciudad Real durante el Campeonato de España de Federaciones Autonómicas. En el autonómico de ese año haría doblete, siendo campeona también en 400m vallas. “Eso me motivó. Hacer 57.27 cuando recién había empezado no estaba nada mal”.

Eliani siguió entrenando, aunque solo entresemana, ya que los fines de semana trabajaba prácticamente todo el día, llegando a tener hasta cuatro trabajos los sábados y domingos. “Me encantaba entrenar con Use, me parece un entrenador estupendo. A mí siempre me cuidó muchísimo”. Sin embargo, en su grupo de entrenamiento no había chicas de su edad que practicaran 400m, por lo que le tocaba entrenar sola. Eliani se fijó entonces en el entrenador Héctor Barrasa, quien sí tenía en su grupo atletas de su edad haciendo 200m y 400m. “Héctor me dio la oportunidad de estar en su grupo y he mejorado mucho. Estoy supercontenta. Entrenar con Sara Gómez y Ghaita El Jarraz, que las dos hacen 400m, me ha venido genial”.

En la temporada 2017/2018 revalida el título de campeona de La Rioja de 400m (56.94) y es subcampeona en 400m vallas, por detrás de Patricia Ortega. Con el Playas de Castellón, además, se proclama subcampeona en 4×400 de la Liga Iberdrola en División de Honor.

En ese 2018 sufre el mayor susto de su vida. Durante el Campeonato de España en Getafe acusó un fuerte dolor lumbar con el que le costaba incluso respirar. En la enfermería lo achacaron a una contractura por algún esfuerzo. Los dolores volvieron a repetirse en posteriores días ya estando en Logroño. Hasta en tres ocasiones acudió al servicio de urgencias donde no le dieron importancia. Durante un entrenamiento el dolor y la dificultad para respirar volvieron a manifestarse. En esa ocasión acudió al médico deportivo del CTD Adarraga Vicente Elías, que fue el primero que sospechó de una lesión pulmonar derivándola de nuevo a Urgencias. Tras una profunda revisión fue ingresada con una embolia pulmonar derivada de una enfermedad congénita y crónica de la que desconocía tener. Además, le descubrieron secuelas de tres infartos pulmonares. “Gracias a Vicente Elías quizás ahora lo esté contando”. Durante un año estuvo inyectándose Sintrom con una pauta de tres veces al día.

En la siguiente temporada Eliani consigue su primer oro en un Campeonato de España. Al no tener nacionalidad española, no puede disputar una final de un Campeonato de España de forma individual pero sí en relevos. En el nacional de esa temporada, disputado en La Nucía en septiembre de 2019, se clasificó para las finales de 200m y 400m, no pudiendo disputarlas por su condición de extranjera. Sin embargo, en el 4×400 consiguió el oro con el Playas de Castellón. Un mes antes había llevado a su equipo a la victoria de LaLigaSports Cup en un decisivo 4×400.

Eliani Casi oro en 4×400 en el Campeonato de España (2019)
Eliani campeona en 4×400 de LaLigaSports Cup en 2019

En 2020 ficha por el Atlético San Sebastián, en un año marcado por la pandemia. El confinamiento resultó una dura experiencia. “Lo llevé mal. Para mí fue bastante duro porque, además de vivir sola, yo amo el deporte y necesito entrenar. Soy una persona muy nerviosa y necesito salir a correr. No tenía ni rodillo ni cinta para correr y hacía ejercicios que me mandaba Héctor. Fue muy duro. El primer día que nos dejaron salir, salí a la calle como a los caballos que les abren la puerta… desbocada”.

En el Campeonato de España absoluto disputado en Getafe, Eliani fue subcampeona de España de 4×400 junto a su compañera de equipo y entrenamiento Sara Gómez.

Eliani Casi y Sara Gómez con el entrenador de ambas Héctor Barrasa

Tras 4 años residiendo en España, Eliani está a la espera de la nacionalidad española, sin ella no puede disputar la final de un campeonato de España ni ser internacional con la selección española. “Solo me queda hacer el examen para nacionalizarme. Aunque nací en Cuba, yo me siento riojana y no me quiero mover de aquí. Me encanta La Rioja, su gente, su comida… todo. He sido superbién acogida aquí. Soy de naturaleza cubana pero de corazón riojana”. Se muestra muy agradecida del trato recibido en su actual club, el Atlético San Sebastián y en La Rioja, tanto a su entorno, como a su entrenador por dedicarle tanto tiempo a ella y al grupo de entrenamiento. Pero si hay una persona a la que le muestra un agradecimiento especial es a Luis Fernández, su jefe en la cafetería ‘Noche y Día’ en la Calle Portales de Logroño donde trabaja. Se emociona al hablar de él “Gracias a él he podido entrenar todo el año y podré entrenar lo que queda de temporada, adaptándose ellos a mis entrenamientos y competiciones, sobre todo en verano, que es cuando más trabajo hay. Eso no lo hacen en cualquier sitio y estoy superagradecida”.

Esta temporada la ha enfocado hacia el 400, abandonando por el momento, las vallas. En estos momentos, con 54.69 en 400m, Eliani Casi se encuentra a solo 1 segundo de la mínima para representar a Cuba en los Juegos Olímpicos. “No descarto ir a unos Juegos Olímpicos, pero por Cuba porque todavía no tengo la nacionalidad española. Ahora acaban de sacar el listado con los tiempos para participar en la Olimpiadas con Cuba y creo que son para mí los tiempos más baratos en 4×400, así que con Héctor voy a intentarlo. Entrenando solo 3 años estoy muy cerca de la mínima para ir a los Juegos Olímpicos. Estoy muy motivada”. Sin embargo, los JJOO no son su mayor deseo “Las Olimpiadas es el sueño de todo deportista, también el mío, pero mi mayor ilusión sería participar en una Diamond y estar con las grandes atletas de todo el mundo”.

Eliani Casi es el ejemplo perfecto de la persona luchadora y que aprecia todo lo que la vida en general y el atletismo en particular le han dado. Eli no pierde la sonrisa en ningún momento, ni siquiera con los malos recuerdos “La pobreza te ayuda a valorar todo mucho más y a querer mejorar”. Su futuro lo sigue viendo en La Rioja “Quiero quedarme en La Rioja. Llevo 5 años sin ir a Cuba y, aunque tengo ganas de ir de visita, ahora no es el mejor momento”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.